7 de marzo cumpleaños de Niépce el padre de la fotografía

Niépce nació un día como hoy hace 246 años (7 de marzo de 1765) en Borgoña, Francia. Es considerado el padre de la fotografía porque a él le corresponde la primera fotografía conocida que se conserva en la actualidad: Punto de vista desde la ventana de Gras de 1826. En 1989, Roland Barthes, en su publicación “La Cámara Lúcida” recoge una fotografía de Niépce que según el data de 1822. Se trata de una borrosa imagen conocida como “La Mesa Puesta”, y cuyo original se conserva en el Museo Nicéphore Niépce.

Niépce nunca fue buen dibujante, se dedicó a la química y a la litografía. Aprovechando las cualidades artísticas de su hijo, Niépce realizaba reproducciones litográficas de obras de arte. Desgraciadamente tras alistarse en el ejercito su hijo de fallece en 1814. Tras la muerte de su hijo, Niépce busca nuevas formas de reproducir imágenes. Ello le llevó a experimentar con la cámara oscura junto con las sales de plata, betún de Judea y aceite de lavanda hasta conseguir imágenes fijas: las primeras fotografías de la historia.

Anuncios

Las primeras fotografías

El 7 de marzo arrancamos el taller de fotografía en el campus Morelia de la UNAM. Ese día también se conmemora el aniversario 246 del nacimiento de Joseph-Nicéphore Niépce, inventor del primer sistema práctico de fotografía.

La fotografía más antigua que se conoce. J. N. Niépce 1825

A principios del siglo XIX Niépce desarrolló un sistema basado en un compuesto fotosensible de asfalto disuelto en aceite que le permitió preservar imágenes formadas por una cámara obscura. Niépce usó como sujetos de sus fotografías grabados ya existentes (en lo que llamó heliograbados o heliografías) u objetos tridimensionales (en lo que llamó “puntos de vista”).  La heliografía de arriba es la más antigua que se conoce y fue adquirida en el 2002 por la Biblioteca Nacional Francesa en 450,000 euros.

Punto de vista desde la ventana de Le Gras. J-Nicéphore Niépce 1826

Point de veu de Gras (1826 o 1827) es el “punto de vista” de Niépce más antiguo que se conserva. Requirió un tiempo de exposición de ocho horas, por lo que el patrón de luz y sombras muestra el movimiento del Sol durante ese tiempo.